Espacio Mujer: Rellenitas y a la Moda

La verdadera belleza es actitud, no una cuestión de medidas!

No nos engañemos, las que poseen unas medidas “perfectas” son sólo unas pocas, que parecen salidas de tapas de revistas. La ropa que exhiben los maniquíes de las tiendas de los diseñadores más conocidos, a nosotras no nos entra y envidiamos a aquellas que visten sus cuerpos con en exclusivo talle Small. Ellas son mujeres delgadas, con forma de modelos de pasarellas, extremadamente esqueléticas…

El resto somos mujeres reales, con cuerpos reales y con una belleza natural que nos hace incluso más atractivas que las que son demasiado perfectas. Todas tenemos partes de nuestro cuerpo que nos gustan más y otras que nos gustan menos y la clave está en saber sacar partido a nuestros puntos fuertes y aprender a disimular los débiles.

En cuanto a talla, peso y curvas se refiere, normalmente todas tendemos a no encontrarnos demasiado a gusta y tenemos que aprender que, en realidad, un cuerpo con curvas es lo más bello que hay. Pero a veces unas caderas prominentes, unos muslos bien torneados y un escote atractivo mal vestidos pueden hacernos parecer más gorditas de lo que somos en realidad. Las curvas hay que saber potenciarlas y la moda es nuestra mejor herramienta.

Si al mirarnos al espejo observamos un cuerpo moldeado, con curvas y exuberante, debemos ser conscientes de qué, como a todo el mundo, unas prendas no irán mejor que otras. Y por eso hay que conocerse bien. Si tienes un cuerpo curvilíneo tenés mucha suerte porque no hay mayor marca de sensualidad y feminidad que las curvas. Pero aprender a vestirse es básico para no cometer errores de estilo e imagen. Los puntos fuertes son el pecho, la cintura, las caderas y los muslos.

Si tienes un pecho prominente opta por escotes en uve, escotes corazón y asimetrías. Si optas por suéteres o vestidos de cuello alto o cerrado escoge prendas con volumen en los hombros. Están a la última y harán que tu escote parezca más pequeño. Juega con el negro, el gris, el azul Klein y los tonos tierra. Marca cintura siempre. Un cinturón estrecho, un vestido con elástico a la cintura o un fajín serán elementos que darán forma a tu silueta. Además apuesta por colores vivos, estampados y pedrería. Las miradas recaerán en tu cintura, que se convertirá en el eje del look. Las caderas y los muslos suelen ser las zonas más complejas de resaltar. Los pantalones que sean rectos con caída y a la cintura. En vestidos y faldas apuesta por la silueta lápiz si quieres marcas tus curvas o por una falda ceñida a la cadera y con vuelo para que tu figura quede para la imaginación.

Prendas básicas que harán de tu cuerpo un verdadero escándalo. Apuesta por ti misma y por la belleza natural y ¡que se note!

Recuerda que las “medidas perfectas” NO EXISTEN!

Porque la belleza no es una cuestión de medidas…
Porque la belleza, es una cuestión de actitud!!!!

Be the first to comment

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*